Menu

 Derechos del comprador y política de devoluciones

Mygzone garantiza a sus clientes la disponibilidad y el plazo de entrega de los productos que se ofrecen en su sitio web.

Mygzone garantiza a sus clientes la posibilidad de anular su pedido en cualquier momento y sin ningún coste siempre que la anulación se comunique antes de que el pedido haya sido puesto a disposición del transportista para su envío.

El cliente dispondrá de un plazo de (14) catorce días naturales desde la recepción del pedido para resolver el contrato y realizar la devolución del producto adquirido. El cliente comunicará a Mygzone dentro del plazo estipulado y por cualquier medio admitido en derecho su deseo de ejercitar el derecho de resolución del contrato.

Ponemos a su disposición un formulario de desistimiento, 

El cliente podrá devolver cualquier artículo que haya comprado en Mygzone. En estos casos, Mygzone , devolverá el dinero de la compra a través de un abono en la tarjeta de crédito.

Si un producto distinto al solicitado por el cliente fuera entregado por error de Mygzone , este le será retirado y se le entregará el producto correcto sin ningún cargo adicional para el comprador.

La Comisión Europea facilita una plataforma de resolución de litigios en línea, la cual se encuentra disponible en el siguiente enlace: http://ec.europa.eu/consumers/odr/. Los consumidores podrán someter sus reclamaciones a través de la plataforma de resolución de litigios en línea. Para cualquier incidencia relacionada con la devolución de artículos de nuestra tienda puede contactar con nuestro Departamento de Atención al cliente vía email: soporte@mygzone.com o por teléfono +34 919017703.

Todos los productos que usted adquiera a Mygzone, incluidos los de otras marcas, están cubiertos por una garantía legal de dos años frente a las faltas de conformidad en virtud de lo previsto en la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios (Real Decreto Legislativo 1/2007).

De acuerdo con los artículos 114-124 de la citada Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, los consumidores tienen, entre otros, el derecho a obtener del vendedor, y si se cumplen las condiciones legales, del fabricante, la reparación o sustitución gratuita de aquellos productos que manifiesten una falta de conformidad durante los 24 meses posteriores a su entrega. Salvo prueba en contrario, cualquier falta de conformidad que se manifieste dentro de los 6 meses siguientes a la entrega del producto se presume que ya existía en el momento de la entrega, salvo que esta presunción sea incompatible con la naturaleza del producto o la índole de la falta de conformidad.

¿Qué gastos tengo que abonar si devuelvo en bien adquirido?

Aunque nunca te exigiremos ninguna penalización por el ejercicio de un derecho (que, además, te corresponde como consumidor), sí que tendrás que asumir una serie de gastos consecuencia de la devolución:

– Gastos de envío de la devolución de los bienes

– La disminución del valor de los bienes devueltos por una manipulación distinta a la necesaria, atendiendo la naturaleza, características o funcionamiento del bien (por ejemplo, los costes de limpieza y reparación; o los de aquellos bienes que ya no puedan ser vendidos como nuevos, sino de segunda mano). Normalmente es de un 30% del precio del producto.

¿Puedo usar los bienes y luego devolverlos?

No. Únicamente está permitido probar e inspeccionar los artículos que hayas comprado como lo harías en una tienda física. Esto es, una manipulación mínima.

Imagina, por ejemplo, una zapatería: cualquier cliente puede probarse un par de zapatos, pero esto no implica que pueda llevarlos puestos. Pues ésta sería la idea que tendríamos que trasladar a la venta online.

Así, si estamos hablando de las mismas manipulaciones e inspecciones que se permitirían en una tienda, tendrás que hacerlo con el máximo cuidado. Todo ello sin olvidar que, tratándose de productos que, por sus características, están habitualmente expuestos fuera del envoltorio, podrías proceder a su apertura sin obligación de compensación. Ahora bien, no ocurre lo mismo con el plástico que protege el producto (pantalla, marcos, superficies…): sólo puede ser retirado cuando sea estrictamente necesario.

Eso sí, el envoltorio y embalaje del producto tiene que encontrarse siempre en perfectas condiciones.

En todo caso, debes tener en cuenta que si devuelves el bien después de usarlo más de lo que sería necesario para determinar su naturaleza, características o funcionamiento, serás responsable de la depreciación del valor que puedan sufrir los bienes.

 

Cancelaciones de pedidos

Todas las cancelaciones de pedidos que impliquen una devolución monetaria al cliente, tendrán un plazo máximo de 30 días por trámites administrativos. Aún así, la cancelación es tramitada con la mayor rapidez.

  TOP